Hace noticia en La Hora de la Verdad, Paola Holguín, senadora por el Centro Democrático, quien habló sobre la situación que se vivió en la frontera entre Colombia y Venezuela durante el fin de semana.

La senadora Holguín contó que soldaron los contenedores al puente y empezaron a disparar contra los venezolanos que venían por la ayuda, pero agregó que “Esto no tiene vuelta atrás, nosotros vimos el heroísmo del pueblo venezolano”.

Además, afirmó que a los militares venezolanos los amenazaron y los encadenaron para que no vinieran a Colombia a juramentarse ante Juan Guaidó.

Agregó que la respuesta del narco-régimen fue matar, herir y quemar toda la ayuda. “Esto no tiene vuelta atrás, vimos el heroísmo de la gente que ya quiere que este régimen caiga”. Recalcó haber visto médicos llorar porque no podía entrar la medicina que tanto les hace falta en los hospitales.

También contó que vio a un padre que venía con perdigones en la cara, y dijo que no tenía más nada que perder porque a sus hijos los habían matado en las marchas, había perdido su trabajo y le quitaron su casa, entonces decía que iba a dar la vida por la libertad de su país.

“El narcorégimen de Nicolás maduro es homicida, cometió un crimen de lesa humanidad, la comunidad internacional debe reaccionar porque esto no puede seguir, cada día que pasa Nicolás Maduro usurpando el poder más gente que muere”, aseveró Holguín.

Afirmó que cuando los camiones empezaron a salir del centro de acopio estaban llenos de jóvenes y mujeres, que solo tenían sus cantos y banderitas de Venezuela, y los recibieron con gases y disparos, “eso no tiene perdón de Dios”.