Miércoles, Junio 3, 2015 – 07:11

La Senadora Paola Holguín hizo este martes un llamado al Gobierno para que se reflexione sobre la compra del inmueble que la Cancillería hizo en Washington para la sede de la Embajada. Así lo indicó en el debate citado por los senadores del Centro Democrático en la Comisión Segunda.

En su intervención, la Senadora del Centro Democrático señaló que la casa tiene un valor comercial de USD $33.2 millones, que serán pagados a través de vigencias futuras, por valor de $27.500 millones de pesos anuales. Señaló también que inicialmente el inmueble se tomará en arriendo a partir del 1º de julio de 2015 hasta el 1º de julio 2018, año en el cual se transfiere la propiedad al Gobierno. Holguín aclaró que el arriendo no es deducible del precio de la compra, y que el valor será de USD $127 mil con un incremento anual del 2.5%, siendo entonces el valor total de USD $38 millones, inversión que se recuperaría en 74 años.

La senadora Holguín cuestionó también que, en medio de tantas dificultades económicas, el Gobierno de Juan Manuel Santos decida comprar un inmueble para 131 funcionarios, cuando el máximo total de empleados en Washington es de 93. Por otra parte, se refirió al área del inmueble, la nueva casa cuenta con 5.507 mts2, y actualmente, teniendo en cuenta sedes propias y rentadas, el área total ocupada es de 2.105 mts2 en esta ciudad.

Al derroche de la nueva sede se suma el incremento en el presupuesto de personal de la Cancillería que, desde el años 2010 al 2015 ha aumentado en un 55%, con crecimientos significativos en el 2012 (20.8%) y en el 2014 (24.6%), año de elección presidencial en Colombia. Desde el año 2010 al 2015 el número de cargos, según el Presupuesto General de la Nación, ha aumentado en un 124%, pasando de 1.208 a 2.704, con un incremento significativo en 2013 (100%).

Desde el Centro Democrático se cuestionó el cumplimiento de las normas sobre Vigencias Ordinarias, ya que en el artículo 10 de la Ley 819 de 2003, se establece que el monto de la vigencia en que se autoriza debe ser del 15%.

La senadora Holguín concluyó cuestionando la pertinencia de la compra del inmueble en Washington, dadas, la situación fiscal del país y las perspectivas económicas en el corto y mediano plazo, además del evidente derroche por el número de metros cuadrados y puestos habilitados que se adquiere, y la falta de  priorización del gasto, pues por la mitad del valor se podría adquirir un inmueble en la misma zona, con el mismo costo por metro cuadrado y acorde a la necesidades actuales.